19 jun. 2011

Esporádica.

.
Está todo bien.
 
Invierno gris y algo caluroso, un clima agradable para estos días.

Domingo partenal o solo casi nostalgico?

Humo afuera, y dentro de mi habitación, que nubla el discenir.

En una etapa determinada los cuerpos se cansan, y no basta solo las ganas.
El cuerpo nos habla.
Demasiado misticismo?
No me lo puedo imaginar...solo veo que hoy está todo bien.

Discernir luego, la distancia...sin tristeza, ni angustia...sólo algo que anhelar, no me puedo sentir mal.

Soy feliz, hoy?
Será la lluvia?, o el invierno que relaja y me deja descansar?

Siento un sabor a dulce.
Invitación, reunión y algo que compartir.
Patines de carretel...y los sueños de Anita que no se pueden defraudar.
Mis seres amados?..., hoy está todo bien.
Hoy soy feliz.

15 jun. 2011

PARA TODAS!



LA PROMESA
(Fragmento)


-¿Qué preferís: que te quieran o querer?-
interrumpio Leandro.
-Querer- respondió Irene.
-Quereme, entonces.
Echada sobre la cama, Irene volvió a
abrazar a Leandro. Este la besó apasionadamente:
siempre que nombraba  a Gabriel sucedia lo mismo.
Leandro necesitaba que Irene amara a otro ser que no fuera él mismo para interesarse un poco en ella.
Es tan abrumador ser amada con exclusividad.
-¿Te sigue siempre?
-Debe estar en la esquina. No me atrevo a salir -contesto Irene-. ¡Es muy chica pero se da cuenta de tantas cosas! (...)
No te olvides cerrar la puerta y dejar la llave en la maceta del patio. Tengo que irme.
-¿Ni un beso me das?- suspiro Irene.
-¿No te besé bastante?
-Cada uno de tus besos es un sueño.
Nada parece verdadero. Como en el fondo del agua te abrazo y dejo de existir. Después, cuando estoy sola, sigo sin existir, pero de un modo desagradable.
Al decir esa frase Irene sintió que habia destruido la importancia de sus sentimientos, y la habia destruido.
¿Para qué explicarlos? Oyó la voz de Leandro con amargura.
-Nunca dejaras de ser sentimental. ¡Qué lástima!

Silvina Ocampo.