19 oct. 2011

Yo me pregunto: Herejía intelectual o simplemente una genialidad?



Los intelectuales me rompen las pelotas.
Yo no quiero ser un intelectual.
Cuando me presentan como: "un distinguido intelectual", digo nooo.
Yo no soy un intelectual.
Los intelectuales son los que divorcian la cabeza del cuerpo.
Yo no quiero ser una cabeza que rueda por los caminos.
Yo soy una persona, una cabeza, un cuerpo, un sexo, una barriga, todo, pero no un intelectual.
Abominables personajes.
Ya lo decía Goya: la razón genera monstruos.
Cuidado con los que solamente razonan.
Cuidado, hay que razonar y sentir.
Y, cuando la razón se divorcia del corazón, te convido para el temblor, porque esos personajes pueden conducirte al fín de la existencia humana del planeta.
No, yo no creo en eso.
Yo creo en esa fusión contradictoria, difícil, pero necesaria, entre lo que se siente y se piensa.
Y cuando aparece uno que solo siente y no piensa, digo...que cursi.
Y cuando veo que hay uno que solamente piensa, y no siente, digo...ay que horror, este es un intelectual, una cabeza que rueda.
Yo no quiero ser una cabeza.
A mi me interesa la sabiduría que combina el cerebro con la tripas, la que combina todo lo que soy, sin olvidar nada, ni la barriga, ni el sexo, ni la cabeza que piensa, pero con cuidado, porque la cabeza que solamente piensa es muy peligrosa.
Es como el dinero.
Hay una especie de himno, que cada día se lanza a la alabanza del dinero.
Algunos colegas mios, escritores, lo practican.
Que maravilla la libertad del dinero.
La libertad del dinero es la enemiga de la libertad de las personas.
Cuidado con el dinero libre, que es mucho peor que un animal salvaje libre.
No.
El dinero libre provoca las mayores catástrofes de la humanidad.
Lo importante es que nosotros, las personas seamos libres, y plenamente concientes de que somos parte de la naturaleza.
Ese es el mandamiento que se le olvido a Dios.
"Serás parte de la naturaleza".
"Obedecerás a la naturaleza de la que formas parte".
Dios se le olvido porque estaba ocupadisimo.
Es hora de recuperarlo.

 Eduardo Galeano.

5 comentarios:

Acicalada dijo...

me gusta me gusta.
me encanta el asado.

No pienso, existo y luego siento dijo...

No estoy de acuerdo en algo yo conocí mucho razonante sin razón con más ganas de tener hijos que no se que...

rosalita dijo...

solo quiero el ardor bajo los pies de una playa.
pero sé también
que cuando lo sienta
voy a huir

Jose Leandro Bao dijo...

Siempre le hablamos a alguien. Galeano, cuando esto dice, esta hablandoles a los intelectuales, no a las masas. Lo mismo cuando el notable poeta y pésimo historiador comete demagogia.

Jose Leandro Bao dijo...

Me olvidaba: me gustó tu blog.